pensión alimenticia

En A&C tramitamos asuntos relativos a Pensión de alimentos. Nuestra personalizada te permitirá acceder a un servicio profesional traducido en una gestión cualificada en el trámite que necesitas.

Contácta a un Abogado o a un Mediador aquí.

A continuación podrás encontrar las preguntas frecuentes que realizan nuestros clientes;

¿Cuáles son los requisitos para pedir pensión de alimentos?

 

1. Título legal para demandar de alimentos

2. Necesidades de quien necesita los alimentos.

3. Capacidad económica de quien debe pagar los alimentos.


La regla general indica que estos alimentos deben darse por toda la vida del alimentario, siempre y cuando no cambien las circunstancias que legitimaron la demanda. Como excepción, la Ley señala que los alimentos debidos a los descendientes y a los hermanos cesan cuando estos cumplen 21 años, salvo que estén estudiando una profesión u oficio, en ese caso, la obligación cesa cuando cumplen 28 años. Esta limitación a los descendientes y hermanos no se aplica si les afecta una incapacidad física o psí­quica que les impida subsistir por sí­ mismos o que, por circunstancias calificadas, el juez de familia considere los alimentos como indispensables para su subsistencia.

​ 

¿Cómo se determinan los montos de la pensión alimenticia?

 

 El juez deberá tener presente:


-La Necesidad de quien necesita los alimentos. (alimentario)
-La Solvencia de quien debe pagar los alimentos. (alimentante)
-La Situación familiar.

La Ley establece que el monto mínimo que se decrete a favor de un menor alimentario no podrá ser menor al 40% del ingreso mínimo remuneracional que corresponda según la edad del alimentante.

En el caso de dos o más menores, el monto no podrá ser inferior al 30 % por cada uno de ellos, en todo caso el tribunal no podrá fijar una pensión que exceda el 50 % de la remuneración del alimentante (demandado).
 

 ¿Cómo se tramita la pensión alimenticia?

 

a)Mediación o Transacción: Puede intentar un acuerdo con la persona obligada a pagar alimentos para fijar la pensión de alimentos. Debe quedar por escrito, firmado por ambos y autorizado por un Mediador o un Notario. Usualmente se recurre a un mediador. Luego, este documento debe presentarse ante el Juzgado de Familia para que sea aprobado y tenga la misma fuerza que una sentencia judicial. Así, en caso de que la persona obligada no cumpla, podrá exigir el cumplimiento forzado de ese acuerdo, mediante el despacho de una orden de arresto u otro apremio. 

b)Judicial: Si la persona obligada no da voluntariamente la pensión de alimentos a sus hijos, o no es posible lograr un acuerdo extrajudicial, debe interponerse una demanda de pensión de alimentos ante el Juzgado de Familia del domicilio del niño, el que derivará a las partes a Mediación, por tratarse de una de las materias en que la ley exige someterse a dicho proceso. 

 

En caso de separación de los padres, el cuidado de los hijos corresponde a la madre. Ella será la que los represente para efectos de obtener su pensión de alimentos. Las adolescentes embarazadas también tienen derecho a demandar pensión de alimentos por el hijo(a) que está por nacer, sin necesidad de contar con un representante legal. 


 ¿Se requiere contar con un Abogado para presentar la demanda de alimentos?
 

Sí, se necesitas un abogado y el certificado de mediación frustrada que entrega el mediador.


 ¿Qué se debe probar en el juicio de alimentos?


-El vínculo de parentesco con el demandado: mediante certificado de nacimiento o libreta de matrimonio.


-Las necesidades del niño/a: a través de una lista con sus respectivos comprobantes de los gastos de alimentación, educación, recreación, vivienda, salud, vestuario, movilización, luz, agua, gas, teléfono, etc.


-La capacidad económica y patrimonial del demandado: mediante liquidaciones de sueldo, declaración de impuesto a la renta, boletas de honorarios y antecedentes de su patrimonio o declaración jurada. Si se ocultan las fuentes de ingreso o se presentan antecedentes falsos, se arriesga a sanciones con penas de prisión.

 

 Mientras se desarrolla el juicio, ¿el demandante tiene derecho a  pensión alimenticia?
 

Sí, en la primera actuación judicial de un juicio de derecho de alimentos, el juez tiene la obligación de fijar el monto de dinero que el demandado deberá pagar para los hijos menores de edad mientras se tramita el juicio de alimentos y hasta que se dicte sentencia definitiva. Esto se conoce como alimentos provisorios. 

 

  ¿Cómo se recibe la pensión de alimentos decretada por el juez?
 

También es posible que se imputen a la pensión alimenticia ciertos pagos efectuados en especies, situación que el tribunal regulará en la sentencia. Por ejemplo: el pago de la o las colegiaturas. El tribunal puede disponer además de otros canales de pago.


 ¿Cuáles son los montos establecidos para solicitar la pensión de alimentos?


El monto mínimo equivale al 40% de un ingreso mínimo cuando se trate de un solo hijo. Si tiene más de un hijo, el monto mínimo por cada uno de ellos equivale al 30% de un ingreso mínimo.
El monto máximo no podrá sobrepasar el 50% de los ingresos totales de quien pagará la pensión. Ejemplo: si el padre da la pensión y sus ingresos totales equivalen a un sueldo mínimo, y se solicita la pensión para 3 hijos, la pensión total (por los 3 hijos) no podría ser menor a $108.000. Pero como sobrepasar el 50% de los ingresos totales, la pensión total sería de $60.000.


¿Qué pasa si el demandado no paga la pensión de alimentos?
 

El juez puede:

-Suspender su licencia de conducir hasta por seis meses.

-Retener su devolución a la renta.

-Castigar a quien colabore en el ocultamiento del demandado con el fin de impedir su notificación o el cumplimiento de sus obligaciones parentales, con la pena de reclusión nocturna hasta por 15 días.

-Ordenar arresto nocturno (22:00-06:00 hrs.) hasta por 15 días. Si cumplido el arresto, el demandado deja de pagar la pensión correspondiente al mes siguiente, el juez puede repetir esta medida hasta obtener el pago total de la pensión de alimentos adeudada.
ordenar arresto completo hasta por 15 días, si no cumple el arresto nocturno decretado o no paga la pensión de alimentos después de dos períodos de arresto nocturno. En caso que se den nuevos incumplimientos, el juez podrá ampliar el arresto hasta por 30 días.
Tanto en el caso del arresto nocturno como en el arresto completo, si el demandado no es encontrado en el domicilio que se señala en el expediente, el juez deberá adoptar todas las medidas necesarias para que el arresto se cumpla.

-Oficiar al empleador del demandado (si es trabajador dependiente) a que deposite el dinero correspondiente a la pensión y se haga efectiva la multa que la ley establece como sanción para el empleador.

-Ordenar su arraigo o prohibición para salir fuera del país hasta que se efectúe el pago de lo adeudado. También se puede solicitar el arraigo al tribunal cuando existan motivos fundados para estimar que se ausentará del país y no dejará garantía para el pago de la pensión regulada o aprobada por el tribunal.

-Solicitar el pago solidario de su conviviente.

-Solicitar que se constituyan garantías sobre los bienes de su propiedad, de manera de asegurar el pago de la pensión. Por ejemplo: si el demandado es dueño de una casa, se puede solicitar que la renta de arriendo de esa casa se impute a alimentos, o que se le prohíba venderla para asegurar el pago de las pensiones futuras.

-Embargar y rematar los bienes del demandado, hasta el pago total de la pensión. Lo más frecuente es que se fije una suma de dinero a pagar mensualmente, mediante depósito en una cuenta bancaria especial a nombre del demandante. Si el demandado es trabajador dependiente con empleo fijo, el juez oficiará al empleador para que descuente la pensión de alimentos directamente de su sueldo y la deposite en una cuenta del Banco Estado determinada por el juez.
 

 

¿Hasta cuando dura la pensión alimenticia?

- Hasta los 21 años.

-Sí está estudiando, hasta los 28 años.

        ¿Qué circunstancias se tienen que dar para solicitar una rebaja en la pensión de alimentos?

 

a)Cuando varían las circunstancias de capacidad económica del obligado al pago (disminuyen ingresos o aumentan gastos), y

 

b)Cuando varían las necesidades del alimentario que dieron origen a la pensión de alimentos (tiene menores necesidades, etc.). 

 

Para disponer la rebaja de una pensión de alimentos  el juez ponderará dos elementos esenciales: la capacidad económica de quienes deben contribuir a la mantención de los alimentarios, y el cambio de circunstancias que se invoca para proceder en este caso a la rebaja de la pensión de alimentos vigente.

 

Si las necesidades alimentario (que es la persona a la que se le deben pagar alimentos) disminuyen por cualquiera razón, es posible solicitar al mismo tribunal que decretó el pago del derecho de alimentos que rebaje su monto en atención a estas circunstancias. Sobre el particular, el artículo 330 del Código Civil prescribe “Los alimentos no se deben sino en la parte en que los medios de subsistencia del alimentario no le alcancen para subsistir de un modo correspondiente a su posición social”. Por lo tanto, si los medios del alimentario aumentan, es lógico -y justo- que el monto de la pensión de alimentos se rebaje hasta completar el requisito legal, ya que este derecho no tiene por finalidad el lucro del alimentario.

 

Se debe rebajar la cuota del alimentante, cuando los hijos tienen cubiertas suficientemente sus necesidades de subsistencia acorde con su nivel social, máxime si quedó acreditado que el demandante a raíz del otorgamiento de prestaciones mas allá de su capacidad económica y de sus razonables reservas para su propio vivir, estaba sufriendo de perjuicios económicos. 

 

Entre los supuestos de rebaja uno de gran importancia es el cambio de la situación laboral del alimentante, ya que si en un momento determinado se fijó la pensión de alimentos en atención a sus circunstancias laborales concretas y luego éstas  cambian temporalmente -desempleo- o de manera permanente -nuevo empleo, pero con un ingreso mucho menor-, es de toda justicia que el monto de la pensión de alimentos se ajuste a la nueva realidad del alimentante que ya no puede contribuir de la misma manera que antes.

 

 Si usted está obligado al pago de una pensión y ha quedado sin trabajo o ha formado una nueva familia, tiene el derecho a concurrir a los tribunales para que se modifique el monto del dinero que, por concepto de alimentos, actualmente esta obligado a dar, para ello contáctese con nosotros  a fin de entregarle una completa asesoría y defensa de sus intereses.

Sí desde la fecha en que se fijo la pensión de alimentos han variado las circunstancias que le dieron origen, por ejemplo, quedaste cesante, formaste una nueva familia, sufriste una enfermedad que te genera nuevos gastos... no te compliques, tienes derecho a que disminuya la pensión a fin de que ésta se adecue a tu nueva realidad.

¿Cuáles son los requisitos de una demanda de disminución de pensión alimenticia?

- Debe ser interpuesta por un abogado acompañando el respectivo certificado de mediación frustrada.
- Se debe acreditar un cambio sustancial de las circunstancias existentes al momento de fijar la pensión de alimentos que se demanda, por ejemplo: 

- Enfermedad del alimentante
- Cesantía
- Nacimiento de otro hijo o nuevo matrimonio.

La ley señala que entre todas las pensiones que se deben a los alimentarios, éstas no deben superar el 50% de las remuneraciones del alimentante.

¿Qué se debe acompañar a la demanda de disminución de alimentos?

1. Certificado de mediación frustrada
2. Certificados de nacimiento de los alimentarios.
3. Copia de la demanda o resolución que fijo la pensión de alimentos cuya disminución se demanda.
4. Se debe explicar al juez como han variado las circunstancias desde que se fijo la pensión para que ésta disminuya.

3) El tribunal podrá acceder provisionalmente a la solicitud de rebaja de una pensión alimenticia, cuando estime que existen antecedentes suficientes que lo justifiquen. El demandado una vez notificado tendrá el plazo de 5 (cinco días) para oponerse al monto provisorio decretado, de manera que recomendamos que te contactes a la brevedad con nosotros para que podamos ejercer tu defensa. En la notificación de la demanda deberá informársele sobre esta facultad. Presentada la oposición a los alimentos provisorios, el juez resolverá de plano, salvo que del mérito de los antecedentes estime necesario citar a una audiencia, la que deberá efectuarse dentro de los diez días siguientes. La resolución que acceda a la disminución provisoria de alimentos provisorios, será susceptible del recurso de reposición con apelación subsidiaria, la que se concederá en el solo efecto devolutivo y gozará de preferencia para su vista y fallo.

¿Puedo solicitar el aumento de la pensión alimenticia?

 

Sí. a) Cuando varían las circunstancias de capacidad económica del obligado al pago (aumentan ingresos o disminuyen sus gastos), y b) Cuando varían las necesidades del alimentario que dieron origen a la pensión de alimentos (tiene mayores necesidades, etc.).  

 

¿Qué factores inciden para aumentar la pensión de alimentos?

  

Para disponer el aumento  de una pensión de alimentos se deben ponderar dos elementos esenciales: la capacidad económica de quienes deben contribuir a la mantención de los alimentarios, y el cambio de circunstancias que se invoca para proceder en este caso a la rebaja de la pensión de alimentos vigente.

  

¿Dónde y como se tramita el aumento de la pensión de alimentos?

  

El aumento de la pensión alimenticia se debe solicitar al mismo tribunal que decretó la pensión de alimentos. Es importante además tener en claro que el aumento en las pensión de alimenticia siempre debe fundamentarse en nuevos antecedentes que no existan al tiempo del juicio. Un ejemplo de casos típicos de aumento podrían ser los siguientes:

 

a) Cambio en el nivel de estudios del alimentario: Resulta obvio que un estudiante de nivel medio necesita más recursos económicos que uno de nivel básico y, a su vez, un estudiante de nivel universitario requiere mayores recursos que uno de nivel medio. Cabe recordar que en virtud del artículo 323 del Código Civil las pensiones de alimentos “Comprenden la obligación de proporcionar al alimentario menor de veintiún años la enseñanza básica y media, y la de alguna profesión u oficio. Los alimentos que se concedan según el artículo 332 al descendiente o hermano mayor de veintiún años comprenderán también la obligación de proporcionar la enseñanza de alguna profesión u oficio”.

 

b) Un aumento en los ingresos del alimentante: En efecto, si en un principio el monto de la pensión de alimentos fue menor porque la situación del alimentante no le permitía cumplir con su deber de manera óptima, una vez que su situación mejore es posible solicitar un aumento de la pensión de alimentos en atención a su nuevo escenario económico.

¿Qué se entiende por cese de la pensión alimenticia?


Si han cesado los fundamentos de una demanda de pensión alimenticia existe el derecho a solicitar el cese en el pago de la pensión.  En el caso de los hijos, el derecho a percibir alimentos cesa cuando alcanzan la mayoría de edad (salvo que sigan estudiando), trabajen o se casen (pues debe asumir la obligación el cónyuge en primer término). 

 

 ¿Qué requisitos deben proceder para demandar el cese de la pensión alimenticia?

 

 Los alimentos concedidos a los descendientes y a los hermanos cesan al cumplir éstos 21 años de edad, o 28 sí es que se encuentran estudiando una profesión u oficio.

 

Por lo general, la regla en materia del cese o término de las pensiones de alimentos, es que al desaparecer alguno de los elementos que hayan legitimado la procedencia de la demanda: título, necesidad o capacidad, se tiene el derecho a demandarlo. Los alimentos que se deben por ley se entienden concedidos para toda la vida del alimentarlo, mientras continúen las circunstancias que legitimaron la demanda. Por lo que mientras subsistan las condiciones vigentes al momento en que se otorgaron, la obligación alimenticia se mantiene. 

 

En conclusión, la obligación de proporcionar alimentos cesa entonces, cuando los alimentarios hijos cumplen las edades correspondientes, consiguen un trabajo o contraen matrimonio (pues la obligación primera de proporcionar alimentos corresponde al cónyuge).

 

Sí usted se encuentra obligado a pagar mensualmente una pensión alimenticia, puede solicitar el cese de ésta siempre y cuando se dé alguna de las situaciones contempladas en la ley para éstos efectos. Un ejemplo de ello es el caso en que su hijo haya cumplido los 21 años y no siga estudiando, haya cumplido 28 años, o si es usted actualmente quien tiene el cuidado personal (tuición) de su hijo, etc.

 

Para que cese la obligación de pedir alimentos no basta con que una de estas causales concurra, es decir, el cese no procede automáticamente, sino que es necesario que usted interponga la correspondiente demanda en tribunales de familia, con la asesoría de un abogado. Si no interpone ésta solicitud, aunque su hijo ya no tenga el carácter de alimentario (por ejemplo si su hijo tiene actualmente 30 años), usted seguirá obligado a pagar. Para que la obligación se extinga, usted debe demandar el cese de la pensión alimenticia.

¿Qué antecedentes necesito para demandar el cese de una pensión de alimentos?

1. Certificado de mediación frustrada.
2. Certificado de nacimiento para probar los límites de edad en el evento que el alimentario no se encuentre estudiando y tenga más de 21 años.
3. Copia de la sentencia que estableció la pensión.

¿Existe posibilidad de acceder provisionalmente al cese de pensión de alimentos?

El juez de familia puede acceder provisionalmente al ese de pensión de alimentos con el mérito de los antecedentes que se acompañen a la demanda.

¿Cómo es la tramitación de una demanda de cese de alimentos?

 

Posee la misma tramitación que una demanda de alimentos. Es decir existirá una audiencia preparatoria donde se ratificará la demanda, se dará la palabra al abogado de la parte demandada para que conteste, luego el juez llamará a conciliación y si ésta no se produce recibirá la causa a prueba ( hechos que habiliten demandar el cese de la pensión) dando la palabra a los abogados para que ofrezcan las pruebas que rendirán en la futura audiencia de juicio.

Contacto

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¡Bien! Mensaje recibido